Administrando los gastos en el embarazo.

Tener un bebe además de ser ‘lo más’ emocionante, también puede ser un poco estrenaste para algunas personas (en especial los papás), porque TODAS las mamás siempre queremos ‘lo mejor’ para nuestros bebés (o para nosotras jajaja).

Son un sin fin de cosas que una persona tan pequeñita necesita cuando nace, que a veces no tenemos ni idea por donde empezar… siempre habrá cosas en ‘la lista’ que no necesites y habrá otras que seguramente te falten.

¿Cómo empezar? ¡Lo neutro! Y por supuesto, dividiendo gastos fuertes, para que lo sienta menos tu esposo (o tu)… y tu puedas salirte con la tuya jiji.
Si tu planeas desde el momento en el que te enteras que estás embarazada (a mi me encanta planear), cuentas semanas, quincenas, meses, trimestres, etc. Y te organizas, te aseguro que podrás salirte con la tuya y comprar la carriola, la pañalera, la cuna… y todo tal cual lo visualizas en tu ‘pinboard’ de pinterest.

1. El primer trimestre: Aquí no sabes el sexo del bebé, así que puedes empezar por lo neutro.
Por ejemplo:
-‘La carriola’ 
 hay muchas marcas que vienen en colores neutros como gris, negro, beige, y puedes después  de que sepas si es niña o niño comprar algún accesorio para darle el toque femenino o masculino que necesite. (este puede ser el gasto ‘fuerte’ del trimestre)
– Si ya te decidiste si vas a ser mamá lactante, puedes comprar también el ‘tiraleche’ (o saca-leche). Honestamente sugiero que compres el de una ‘bombilla’ jaja porque difícilmente podrás estar manos libres con las dos, siempre necesitarás sujetarlo o darte alguna ayudadita por ahí.
– Mamilas. Aún cuando estés decidida a tener una lactancia materna prolongada, aveces podrás necesitar mamilas para dejar leche y que se la den ahí cuando tengas alguna emergencia, o si necesitas darle alguna medicina ‘a escondidas’ o ‘por cualquier cosa’ y no salir corriendo a la mera hora.
– Bolsitas para almacenar leche. Nunca sabes, puede que seas una vaca lechera que necesite sacarse lo que le sobre y podrás hacer tu banco de leche. (yo hice un banco de leche tan grande, que done dos veces, y me hizo demasiado feliz saber que puede ayudar a salvar a unos niños prematuros con mi leche).
-Esterilizador. Si llegarás a necesitar mamilas… vas a necesitar el esterilizador.
– Bote de pañales absorbe olores. ¡Suuuuper necesario!
– Sillita de coche, famoso huevito. Si va a ser color neutro, también desde ahorita lo puedes anotar.

2. Segundo trimestre: ¡A punto de saber si empiezas con lo rosa o lo azul!
– La cuna. También puedes incluirla desde el primer trimestre si estas decidida por que sea el cuarto en tonos grises. Pero si quieres chocolate si es niño o blanca si es niña, ya lo puedes decidir. (Este puede ser el gasto fuerte del trimestre) porque cuando empieces a investigar sabrás que hay cunas hasta de 20mil pesos. Claro, hay cunas que crecen con ellos… Así que debes de decidir cual te servirá más. Yo por ejemplo, no compré moisés, porque no me pareció necesario (mi carriola traía bambineto) Me decidí por la cuna ‘que crece con ellos’ hay dos, individual o queen, yo me fui por la individual, se hace incluso recamara, le quitas los cajones de atrás, y se convierte en cama individual, con burós y escritorio. (me voy a descoser más sobre las cunas en otro post, para no salirnos de este tema…mejor.)
– Reposet. ¿Que tan necesario? ¡Muuuy! Pasarás horas, días, noches, meses… dandole de comer, meciéndolo para dormir, y algunas noches dispuesta a quedarte ahí la noche entera. Así que si, y con banco para que puedas alzar tus pies…recuerda que estarás exhausta de tu cesárea o de tu parto, y también debes de pensar en ti.
– El cuarto. Ya que hayas escogido tu cuna, seguro también tienes idea del cambiador y de las decoraciones y el estilo que quieras para ‘el cuarto’, así que puedes aprovechar y empezar la decoración.

3. Tercer trimestre: ¡Al shopping! Ahora ya no hay duda, así que vete decidida a la sección que te toca.
– La ropa para bebe. Si, mucha gente te regalará ropita, pero recuerda que estas empezando un guardarropas desde CERO, y no mucha gente te regalará la ropita de diario, los trapitos, los interiores… Así que vas a armar un closet completo. Si te vas a U.S.A. puedes aprovechar y comprar hasta los 12 meses. Y recuerda, empezar desde lo más básico como sus camisetas interiores. **IMPORTANTE** Saca cuentas cuantos meses va a tener tu bebe en cada mes del año, no vayas a estar comprando ropa de invierno cuando le va a quedar en verano, o que compres su camiseta de ‘mi primera navidad’ y que le quede en pascua…una vez más, planeación en todo. jejejeje.
– La ropa para mamá. Necesitas brás y pj´s de lactancia, ropa cómoda, faja lista, y seguramente más ropa de embarazada porque te sentiras pronto a punto de explotar.
– El parto. Depende en donde lo tengas, en que país, en que ciudad, en que hospital, con que doctor, todos los precios cambian, pueden ir desde 50 hasta más de 100. Claro, si tienes suerte puede que tu seguro te ayude mucho.

IMG_9525

5 comments

    • soytippi says:

      ¡Hola Vale! Yo no compre moisés, así que los primeros 6 meses que durmió en nuestro cuarto, durmió en unas cunas que se llaman co-sleeper, las venden x internet y si vives en México te las mandan desde MTY. Son cunas ‘colecho’ y también cunas viajeras. ¡Doble uso!
      A partir de los 6 meses, ya la pasamos a su cuarto, y compramos cuna cama individual en grandhome.com.mx tienen envíos a todo México también.
      ¡Cualquier otra duda no dudes en escribir!
      ¡Felicidades por el bebe en camino!

      • Valentina Jiménez says:

        Gracias tippi te he leído y la verdad me encanta lo que redactas, gracias por hacerlo y por cierto cada día irune esta hermosa, también las sigo en instagram. Gracias nuevamente

Deja un comentario

− 4 = 5